El portugués Rui Costa se impone en el Trofeo Calvià

El portugués Rui Costa (Intermarché Circus Wanty Gobert) estrenó el palmarés de la XXXII Garden Hotels Luxcom Challenge Ciclista a Mallorca imponiéndose en el Trofeo Calvià (150’1 kilómetros) tras jugarse el triunfo en la línea de meta de Palmanova frente al británico Ben Healy (Education First) y el belga Louis Vervaeke (Soudal Quick Step), que completaron el podio de una jornada marcada por la lluvia y en la que el ex campeón mundial y ganador el Deià años atrás, estrenó a lo grande el maillot de su nuevo equipo.

La lluvia se convirtió en permanente compañera de la carrera, en la que Francesc Bennàssar (Selección Española) y Mateu Estelrich (Electro Hiper Europa) se destacaron para encabezar el esprint especial de Calvià. Enseguida cogió forma la fuga buena del día. Healy (EF), Pascal Eenkhoorn (Lotto Destiny), Mirco Maestri (Eolo Kometa) y Matthew Zimmer (Project Echelon Racing) tomaron una pequeña ventaja que fue a más con el paso de los kilómetros.

Lo probó de nuevo Estelrich, haciendo de puente entre los cuatro de cabeza y el pelotón durante unos kilómetros, hasta que UAE y Bora Hansgrohe decidieron dar gas. Rumbo al Coll de Claret, la renta del cuarteto delantero superaba los 3 minutos, alcanzando los 3:21 en Valldemossa. Con una carretera peligrosa y mojada, hubo caídas de renombre, como las del NcNulty (UAE) o Van Winler (Soudal Quick Step).

Y para animar un poco más el final de carrera, Julian Alaphilippe capitaneó un grupo de una decena de unidades que rompió la carrera para irse a por el grupo delantero. Sus compañeros Bagioli, Pedersen y Vervaeke (Soudal Quick Step), Canal (Euskatel Euskadi), Rui Costa y Goossens (Intermarché Circus Wanty), Tim Wellens (UAE), ZIngle (Cofidis) y Zwiehoff (Bora Hansgrohe) se sumaron a la fiesta, consiguiendo distancias al pelotón principal y colocarse a 1:30 de los eternos fugados. Wellens se caída y perdía contacto con los diez perseguidores, mientras que Eenkhoorn y Healy decidían irse en solitario a la caza de la gloria, pese a que el grupo de Alaphilippe, Rui Costa y compañía, donde cuatro unidades del Soudal Quick Step decidieron que querían sumar el primer triunfo del año en Europa.

El descenso hacia Banyalbufar y Estellencs requería de pericia con la carretera mojada, pero el trabajo de los Soudal-Quick Step e Intermarché. Pasó a la acción por sorpresa Vervaeke, atacando y llevándose a Rui Costa a rueda, con unos metros sobre el resto de compañeros de fuga. En la bajada del Coll de Sa Gramola destino Andratx, los dos dúos se convirtieron en cuarteto.

Todo fue entendimiento hasta que, pasado Andratx y rumbo a es Capdellà, Vervaeke lo probó. Y le salió bien, pues no halló resupesta y abrió una buena brecha mientras Alaphilippe controlaba al pequeño pelotón perseguidor, que renunciaba a la victoria. Por delante, Vervaeke iba haciendo camino, plantándose en el tramo decisivo de descenso en solitario, aunque no contaba con el empuje de Rui Costa,, que se vació para, junto a Healy, dar caza a la cabeza de carrera en Calvià. El triunfo parecía que se lo iban a jugar Ben Healy, Louis Vervaeke y Rui Costa, aunque manejaban apenas medio minuto de renta sobre sus perseguidores en pleno descenso a Palmanova. Finalmente, con intriga, Rui Costa alzó los brazos por delante de sus dos compañeros, pese a que Alaphilippe puso al grupo perseguidor de tiro de un triunfo que vuela hacia Portugal.

Enlace de origen : El portugués Rui Costa se impone en el Trofeo Calvià